Cinco consejos para mantener en forma tu cerebro

Consejos para un Cerebro Saludable Consejos para un Cerebro Saludable

En CaribbeanFit nos mantenemos día a día proporcionándote diferentes consejos y rutinas para ejercitar cada uno de tus músculos según la disciplina que practiques, hoy queremos sacar un aparte y dedicarle unas líneas al principal de los músculos de nuestro cuerpo, el cerebro.  Entre los atletas, son pocos los que prestan la atención suficiente a su salud cerebral, que suele ser una de las más afectadas en la vejez y que, de no entrenarse, puede conducir a problemas mentales, pérdida de la memoria o dificultades para dormir, entre otros. A continuación te presentamos cinco consejos para mantener en forma tu cerebro.

 

Descansa de siete a ocho horas

Descansa de siete a ocho horas.

Todas las noches, al descansar el cuerpo, el cerebro se mantiene activo desempeñando funciones que durante el día le son imposibles de realizar, tales  como organizar recuerdos, experiencias, almacenar, catalogar, ordenar… el cerebro está muy activo por las noches, pero solo llevará a cabo sus funciones si nosotros estamos sumidos en un buen descanso.

 

Por esta razón es muy necesario dormir entre siete y ocho horas diarias. para dar tiempo a nuestro cerebro de procesar y seleccionar los datos.

 

Aprender algo nuevo cada día

El proceso de aprendizaje empieza desde el nacimiento y no termina jamás. Entrenar la memoria con un constante estudio y fortalecimiento es una de las mejores formas de gozar de buena salud cerebral.

La memoria suele funcionar de forma óptima hasta una edad de 30 años. A partir de esa edad es muy importante ejercitarla con lecturas, escrituras, juegos o cualquier otra actividad que la mantenga más activa que nunca.

 

Mantente físicamente activo

Mantente físicamente activo

El ejercicio físico aumenta el flujo sanguíneo, mediante el cual logra oxigenarse mejor el cerebro. Asimismo, el ejercicio físico incrementa la coordinación entre cerebro y cuerpo, con lo cual activamos y mejoramos la atención y la agilidad de ciertos procesos mentales. También resulta positivo puesto que crea nuevas conexiones neuronales y vasos sanguíneos.

Un estilo de vida sedentario provoca cambios estructurales en nuestro cerebro, con múltiples desventajas y problemas funcionales en la capacidad cognitiva.

 

Cuida tu alimentación

Cuida tu alimentación

El cerebro es un órgano que requiere mucha energía, de hecho él solo necesita de un 20 a un 30% de las calorías que ingerimos. Pero eso sí, debemos evitar consumir demasiadas grasas y aún menos alimentos industrializados, ya que ellos dificultan a largo plazo el mantener una buena salud cerebral.

 

Los vegetales como el tomate, la espinaca y el brócoli, así como las proteínas que obtenemos de carnes, huevos y algunas verduras, que nos aportan aminoácidos. Estos últimos permiten la creación de neurotransmisores, encargados de conectar las neuronas entre sí en un proceso que conocemos como neurogénesis.

 

Tener más interacción social

Disponer de una buena socialización donde amigos y familiares están a nuestro alrededor, aportándonos experiencias, diálogo, apoyo, estímulos, ilusiones, proyectos e ilusiones, hace que nuestro interés por la vida sea mayor, que nuestro cerebro “se nutra” de esos otros alimentos que hacen que su arcón de experiencias sea cada vez más grande, su reserva más fuerte y poderosa para mantener nuestro cerebro joven y en forma.

 

Por más ejercicios y estrategias para mejorar la concentración que pongas en práctica, va a ser difícil que notes una mejoría si sigues dañando tu cuerpo y tu cerebro. Si realmente estás por la labor de mejorar la salud de tus neuronas, sigue estos consejos que acabamos de ver y que deberías aplicar.

 

Descubra también

Déjanos tu Comentario