Cinco tipos de Flexiones (push-ups) para estar Fit.

Flexiones Flexiones

Las flexiones son de los ejercicios más completos que podría existir.  Permite que sin ningún equipo, usted pueda desarrollar todos los músculos del pecho, hombro y tríceps. Por ello, son fundamentales en cualquier rutina, no existe un único tipo de flexión. Dependiendo el grupo de músculos que se quiera entrenar con mayor intensidad, existen diversas variantes con diferentes enfoques y utilidades, que harán más interesante y retador el hacer flexiones.  Vamos a conocer entonces cinco tipos de flexiones para estar fit.

 

flexiones comunes

flexiones comunes

Flexiones comunes (push ups)

Tumbado bocabajo con las puntas de los pies apoyadas en el suelo se colocan las manos, con los dedos mirando hacia adelante en paralelo a la altura del pecho y la distancia respecto al cuerpo debe ser la que marquen los hombros. Así, se debe bajar y subir lentamente a un ritmo constante mientras los codos siempre mirar hacia los pies y se mantienen despegados del cuerpo.

 

Flexiones Diamante

Flexiones Diamante

Flexiones de Diamante

Este tipo de flexiones tiene como objetivo el trabajo dedicado de los tríceps, más que cualquier otra clase. Ponte en tu posición habitual de flexión y forma un diamante con tus manos, posiciónalas justo debajo de tu pecho. Asegúrate que estés recto y que estés utilizando tu abdomen.

 

Flexiones declinadas

Flexiones declinadas

Flexiones declinadas

Al igual que el press de banca declinado, deberemos colocar nuestro cuerpo, más bien, la parte de nuestra cabeza hacia abajo. Esto se consigue colocando los pies sobre un escalón, silla o bosu. Con esto se consigue generar mucha presión en las muñecas, más que nada por cargarlas más de peso.  La principal diferencia entre esta y la flexión común se encuentra en la parte de los músculos pectorales que trabajas más intensamente.

 

Flexiones Inclinadas

Flexiones Inclinadas

Flexiones Inclinadas

Al contrario que las anteriores, en estas deberemos colocar el cuerpo hacia arriba. Son más sencillas y fáciles ya que el peso total se nos va en su mayor parte a las piernas cargando menos los brazos. Normalmente estas flexiones las hacen los principiantes en la materia. Cuanto menor sea la pendiente que generemos con la altura del lugar de apoyo, más fuerza tendremos que generar para levantarnos.

 

Flexiones con Palmadas

Flexiones con Palmadas

Flexiones con Palmadas

Son flexiones normales, con el aliciente de que al impulsarnos hacia arriba deberemos despegar, literalmente, del suelo y dar una palmada con ambas manos. Esto ayudará a la fuerza explosiva y a contraer de manera más rápida las fibras musculares. Hay que tener en cuenta que, el objetivo final de este ejercicio, es impulsarnos lo más alto posible, no lo más rápido posible. Recomendamos que comiences en un suelo más suave al principio, para así evitar que estampes tus dientes contra el piso.

Es muy importante no descuidar nunca la postura. Guardar la forma es fundamental si queremos que el ejercicio sea efectivo de verdad y evitar las lesiones. Unos errores muy frecuentes que se comete con las flexiones es inclinar la cabeza hasta que ésta mira al abdomen mientras se realiza la flexión, o ayudarse de la pelvis subiendo y bajándola. Hay que recordar que el cuerpo debe estar alineado y recto, haciendo “peso muerto”.

Descubra también

Déjanos tu Comentario